Giuliani: “Schiaretti es un ajustador serial”

20/05/2020

En dialogo con la prensa, el secretario General de ATE Córdoba fustigó al gobierno provincial por el ajuste previsional, al tiempo que criticó al gobierno nacional por el magro aumento en las jubilaciones que decretó ayer. Reclamó que en Córdoba paguen los que más tienen y anticipó la jornada de protesta junto a la CTA y las organizaciones que la integran el próximo 29 de mayo, fecha el Cordobazo.

Federico Giuliani en una movilización. (archivo)

En dialogo con el programa La Feria, que emite Radio Sur FM 90.1, el secretario General del Consejo Directivo Provincial de ATE Córdoba expuso sobre el ajuste del gobernador Juan Schiaretti en el sistema previsional de la Caja de Jubilaciones. Pero la crítica de dirigente fue más allá y apuntó a razones estructurales para calificar de ‘antipopulares’ las políticas provinciales.

“Nuestra preocupación, en primer lugar, es hacia las políticas públicas que está generando el gobierno provincial respecto a la pandemia, no solamente a la primera línea de lucha en salud pública –donde los trabajadores no tienen insumos de prevención ni elementos de bioseguridad, cobran malos salarios, no recibieron todavía el bono nacional-, sino también por las políticas sociales que no llegan a las barriadas, al contexto de ajuste generalizado que el gobierno plantea en un marco de aislamiento”, dijo el dirigente.

Y agregó: “cuando hablo del gobierno me refiero a los que están en el bloque de conducción del gobierno provincial pero también en la ciudad de Córdoba. Con Martín Llaryora aprobando su ordenanza para reducir salarios, así como el tratamiento ruin del ajuste previsional sobre las jubilaciones más bajas de la instancia judicial, trabajadores de Epec y municipales de Córdoba”.

“Creemos que esta pandemia le vino bien al gobierno provincial, que estaba fundido y venía aplicando políticas de ajuste hace rato,  para seguir apretando hacia los sectores que menos tenemos. Desde la CTA emitimos un documento en este sentido pero, además, decidimos accionar dentro de los límites que tenemos por el aislamiento de la cuarentena en las distintas regiones de la provincia, realizando una jornada de protesta el 29 de mayo en el marco del Cordobazo, donde no solo va a estar protestando nuestra estructura territorial, con 50 ollas populares en toda Córdoba, sino también ATE, con la exigencia de la reincorporación de los despedidos durante el macrismo y sectores privados que plantean la necesaria regulación del teletrabajo y rechazando la reducción salarial”, adelantó.

“Entendemos que este gobierno de Schiaretti, que fue socio del macrismo, sigue con esas políticas de ajuste en un marco de pandemia donde la desigualdad social es cada vez mayor”, redondeó Giuliani.

¿Cuál es su posición respecto a la reforma previsional que plantea el gobierno de la provincia?

Cuando se habla de reforma siempre implica el ajuste, agarrémonos porque seguramente se vienen medidas antipopulares. Sabemos que tienen armada una sesión exprés, que obviamente tienen quorum y mayoría para sacar un ajuste brutal hacia uno de los sectores más vulnerables de la pandemia.

Los eslabones más débiles de la comunidad son, por un lado, nuestras pibas y pibes, que hoy en su mayoría están debajo de la línea de la pobreza en Córdoba, sin acceso a la conectividad para poder estar al día con la escuela y están en condiciones de pobreza en las barriadas de la provincia; y por otro lado nuestras abuelas y abuelos que no llevan a fin de mes, con lo que valen los alimentos y los remedios, y el gobierno ajusta a los sectores más vulnerables.

En ese sentido, la reforma va a encarar el ajuste hacia los sectores judiciales, de luz y fuerza, municipales. Tampoco pensemos que son millonarios en un país donde la canasta familiar cuesta 67 mil pesos.

Una vez más demuestra el gobierno que la Caja de Jubilaciones fue utilizada para otra cosa. La descomunal y fastuosa propaganda que tiene el gobierno en su política marketinera se lleva grandes montos de dinero y nos parece una vergüenza que en épocas de pandemia en vez de aportar a los sectores que menos tienen para que no se agrande la brecha de desigualdad. Pero también es una definición política. Por acá se podría paliar la crisis con un impuesto a la riqueza sobre los que más tienen: la renta terrateniente, los exportadores de cereales, la renta financiera, los grandes grupos económicos de Córdoba como Urquía, Pagani o Roggio. Hay una definición política que va de la mano de la historia y el ADN que tiene este gobierno provincial, que es un ajustador serial.

Se deduce que están de acuerdo con el proyecto de ley que impulsan diputados del oficialismo.

Si, pero viene demorado. Se tendría que haber trabajado de manera inmediata apenas surgió la pandemia. En la primera reunión del congreso vía zoom no se encaró y ahora se viene dilatando. Nosotros obviamente coincidimos en que se apruebe un proyecto de ley pero mientras más tarde en aprobarse, peor va a ser.

Porque los sectores de poder operan permanentemente. ¿Cómo es? El gobierno nacional no tiene plata para la ayuda social a los sectores que menos tienen pero resulta que le pagamos la mitad de los sueldos a las empresas que fugaron capitales durante el macrismo. Es decir, Techint y el grupo Clarin son beneficiados con el pago de la mitad del sueldo de los obreros cuando en realidad son empresas que acumularon y tienen un PBI afuera del país.

Seamos sinceros, acá no puede haber grises. Se está de un lado o de otro. Si no sale el impuesto a la riqueza y si le seguimos pagando a las empresas que fugaron a plata del país, cuando esos fondos tienen que ir a la comunidad, entonces se está gobernando para los mismos sectores de siempre.

Por eso sacamos una posición respecto al lamentable decreto que sacó el gobierno nacional ayer, de un pobrísimo 6% de aumento a los haberes jubilatorios, achatándolos y ratificando la política donde terminan pagando más los que menos tienen, cuando debería ser al revés.

¿Cuáles van a ser las acciones públicas en el marco de la jornada de protesta?

Desde ATE, en los lugares donde se está trabajando porque hay servicios esenciales que se están desarrollando, donde renegamos bastante con los funcionarios para que se cumplan los cuidados necesarios, vamos a hacer asambleas.

Además van a haber 50 ollas populares en barriadas de Córdoba, van a haber protestas de los despedidos del macrismo del Estado nacional, atento que en Córdoba son 700 familias que aún no fueron reincorporadas en Fadea, Fabricaciones Militares o Secretaría de Agricultura Familiar.

Después los compañeros del sector privado que están analizando cuál va a ser la actividad, principalmente en Capital porque esta vuelta a la fase 3 también complica las metodología de protesta.

Hay que reinventarse y usar la imaginación para nuevas formas de protesta, para que se visibilicen los problemas y seguramente las redes van a tener un protagonismo fundamental.